‘Maldita’: el motivo por el que es la serie de moda en Netflix

Aquel que empuñe la espada del poder será el rey verdadero. Así manda la tradición de los custodios del arma de los primeros monarcas bretones. Entre estos seres con poderes mágicos está Nimue, elegida por Los Oscuros como La Invocadora, a quien su madre, la druida de Dewden, encomienda la misión de entregar la invencible Excalibur al mago Merlín. Poco después es asesinada por los Paladines Rojos, comandados por el padre Carden y su brazo ejecutor, el Monje Llorón.

En su huida desesperada por el Bosque de Hierro, Nimue entrega la espada a Arturo, un joven mercenario con ínfulas de futuro caballero mientras ella se esconde en la abadía de Yvoire. Allí encuentra el apoyo incondicional de la novicia Igraine y se prepara para convertirse en la líder de una revolución contra el rey Uter, protector de Merlín que vaga sin rumbo en busca de la magia que ha perdido.

Una serie juvenil

Así comienza Maldita, la ficción de diez episodios que Netflix estrena el viernes 17, una historia iniciática que habla del cuidado de la naturaleza, el terror religioso, el absurdo de la guerra y las cualidades de un líder.

Se basa en la novela gráfica escrita por Thomas Wheeler,e ilustrada por el famoso Frank Miller (300, Sin City…), que además ejercen de productores para alivio de los muchos fans del cómic. La serie, una de las revelaciones de 2019, reinterpreta la más famosa leyenda británica, el origen de Camelot.

La versión imagina qué hubiera pasado si antes del rey Arturo, la espada hubiera elegido a una heroína adolescente, destinada a convertirse en la poderosa Dama del Lago, personaje decisivo en las leyendas artúricas –recreadas muchas vecesen el cine en Excalibur, Camelot o Arturo. La leyenda de Excalibur–, que hizo su primera aparición a finales del siglo XII en el libro Lancelot, el caballero de la carreta, de Chrétien de Troyes.

La actriz australiana Katherine Langford (Por 13 razones) encarna a la valiente Nimue a quien acompañan Devon Terrell, como el bravucón Arturo; Gustaf Skarsgård, el borrachín mago Merlín; Peter Mullan, el implacable padre Carden; Daniel Sharman, el sádico Monje Llorón; y Sebastian Armesto, el oscuro rey Uter.

Fuente: Leer Artículo Completo