Último posado del verano: Mary de Dinamarca le ‘copia’ el vestido a Victoria de Suecia

El verano termina para la familia real de Dinamarca y se despiden de él con un nuevo posado. Un verano que ha estado marcado por el coronavirus, por el infarto cerebral del príncipe Joaquín de Dinamarca -por el que tuvo que ser operado de urgencia y se ha recuperado de forma favorable- y por los paseos en la playa y el mucho deporte que han hecho el príncipe heredero Federico, Mary Donaldson y los hijos de ambos.

La familia real heredera danesa pasó su confinamiento en el palacio de Fredensborg, para después trasladarse a su residencia oficial de verano, en la localidad de Gråsten. A finales de julio, el destino escogido por Federico y compañía fue otra localidad danesa, la de Skagen. Allí, pudieron disfrutar de su costa, los paseos en bici junto a su border collie, Grace, y del deporte en general. Lo hicieron todo junto a sus cuatro hijos: el príncipe Christian, la princesa Josephine, la princesa Isabella y el príncipe Vincent (los dos últimos son gemelos).

A mediados de agosto, cuando ya había tenido algo de tiempo para poder recuperarse, la familia al completo fue a visitar al príncipe Joaquín en el château de Cayx, en Francia, donde este pasó el verano. En el mismo lugar, estuvo toda la familia celebrando el cumpleaños -y la mayoría de edad- del príncipe Félix, tan solo dos días antes de que sucediera el gran susto.

Ahora, Federico, Mary de Dinamarca y todos los niños, dan por finalizado el verano y lo hacen con un posado de lo más idílico. “Ya ha pasado otro verano. Los seis lo hemos disfrutado en Dinamarca, y aquí, el último día de verano del año, enviamos un saludo para despedirlo”, rezaba la publicación de Instagram en la que han compartido las imágenes.

A post shared by DET DANSKE KONGEHUS 🇩🇰 (@detdanskekongehus) on

Las imágenes fueron tomadas por el fotógrafo Franne Voigt en el palacio de Gråsten y los niños también empezarán la rutina pronto, igual que sus padres. Los príncipes y princesas volverán al colegio de Tranegård, en el municipio de Gentofte, este mismo mes.

Mary de Dinamarca lleva un vestido de H&M que ya lució Victoria de Suecia hace apenas una semana. Se trata de un diseño de la línea Conscious en seda orgánica estampada con precio de 109 euros, ya agotado. La princesa sueca es una gran apasionada de la marca, e incluso lució un vestido de gala de la firma en una de las imágenes de su posado oficial por su 40º cumpleaños.

A post shared by Kungahuset 🇸🇪 (@kungahuset) on

Fuente: Leer Artículo Completo