El lado personal de Alberto Garzón: enamorado de una doctora, fan de la Feria de Málaga y el sueño infantil de ser futbolista

Cuando Alberto Garzón (35) jugaba de niño al fútbol en las calles de Rincón de la Victoria, en Málaga, nunca imaginó que llegaría a ser uno de los miembros del Consejo de Ministros. Nombrado ministro de Consumo por Pedro Sánchez hace un año, el logroñés de nacimiento pero malagueño de corazón se inició en el mundo de la política desde sus años en la universidad de Económicas donde ya dio los primeros pasos en Izquierda Unida. Durante el pasado fin de semana, Garzón saltaba a la actualidad tras cometer un lapsus lingüístico durante una reflexión sobre el encarcelamiento de Pablo Hasél que las redes no han pasado por alto. Tras convertirse en trending topic, el ministro ha pedido disculpas en su cuenta de Twitter por el gazapo que le llevó a decir "proponido" en lugar de "propuesto" y la frase: "Se está poniendo ‘de manifestación’ en los últimos días (…)", refiriéndose a "poner de manifiesto".

https://www.instagram.com/p/CHzmjrqlzWt/

A post shared by Alberto Garzón (@agarzoniu)

Garzón nació en Logroño aunque sus padres se mudaron a la localidad sevillana de Marchena cuando apenas tenía tres años porque su padre había conseguido plaza allí como profesor. Su padre es el malagueño Alberto Garzón Blanco, profesor de Geografía e Historia, y su madre era Isabel Espinosa Casares (fallecida en 2014), farmacéutica e hija de José Luis Espinosa, un terrateniente y farmacéutico de La Rioja. Uno de sus bisabuelos fue médico en Madrid en el bando republicano durante la Guerra Civil aunque según ha contado el político en alguna ocasión, era partidario de los nacionales. Otro de ellos fue fusilado en Paracuellos del Jarama.

https://www.instagram.com/p/CGHPadtlpV4/

A post shared by Alberto Garzón (@agarzoniu)

Soñó con ser futbolista

Cinco años después de instalarse en Marchena, la familia volvía a mudarse en esta ocasión al Rincón de la Victoria, en Málaga, donde sus padres se habían conocido años antes durante unas vacaciones de Semana Santa. Allí Alberto y su hermano pequeño, Eduardo, con el que se lleva dos años, crecieron montando en bicicleta y jugando al fútbol en la calle (incluso Alberto intentó, sin éxito, entrar a formar parte del Club Deportivo Rincón). De niño, soñaba con ser informático o futbolista. El hoy líder de IU estudió en el colegio público Manuel Laza Palacio y cursó Secundaria en el instituto Ben Al Jatib, donde su padre daba clase de Geografía. Aunque hoy se declara ateo, al mayor de los Garzón siempre le gustó la Semana Santa malagueña y fue cofrade en su adolescencia del Jesús del Rescate y de la Virgen de Gracia.

https://www.instagram.com/p/Bt_FTdOBu0a/

A post shared by Alberto Garzón (@agarzoniu)

La política en las venas

Desde muy pequeños, los hermanos Garzón escucharon a sus padres hablar de política y se identificaban con la izquierda, pero nunca llegaron a ser militantes de ningún partido. El padre de Alberto le definió como “un líder nato” cuando fue elegido por primera vez como diputado en 2011. Nada más cumplir los 18 años, se afilió a las Juventudes Comunistas después de leer El tiempo y la memoria de Julio Anguita. Entonces empezó también a estudiar Administración y Dirección de Empresas en la Universidad de Málaga, pero un año más tarde se cambió a Económicas.

Durante sus años de universitario, participó en la fundación de Estudiantes por una Economía Crítica y en 2007 concurrió como número 5 en la lista de IU en las elecciones municipales por Rincón de la Victoria. Un año después terminó la carrera y completó su formación con un máster en Economía Internacional y Desarrollo en la Universidad Complutense de Madrid y, tras una etapa como becario en el Instituto de Comercio Exterior, consiguió plaza como investigador en la Universidad Pablo de Olavide de Sevilla.

https://www.instagram.com/p/Bd9oqlKlVpa/

A post shared by Alberto Garzón (@agarzoniu)

En octubre de 2011 fue cabeza de lista de IU por Málaga en las elecciones generales y ahí resultó elegido diputado con 26 años, renunciando en ese momento al sistema de pensiones privado que se les concede a los miembros del Congreso. Participó activamente en el Movimiento 15M en ese año y en 2013 fue elegido miembro de la Comisión Ejecutiva Federal de Izquierda Unida, máximo órgano en la dirección de la formación.

Sería en 2015 cuando dio el gran paso al presentarse como candidato de IU a la Presidencia del Gobierno y en 2016 salió elegido coordinador federal del grupo. Poco después anunciaba en la Puerta del Sol que habían llegado a un acuerdo con Pablo Iglesias para concurrir juntos a las elecciones generales bajo el nombre Unidas Podemos. En enero de 2020 prometía su cargo de ministro de Consumo tras el acuerdo de gobierno de coalición entre PSOE y Unidas Podemos.

https://www.instagram.com/p/BdXaggalWu-/

A post shared by Alberto Garzón (@agarzoniu)

Casado con una médico de familia

En agosto de 2016, Alberto Garzón, siempre discreto con su vida privada, publicaba en Instagram una romántica declaración de amor en la que contaba que había pedido matrimonio a su novia, Anna Ruiz (30), con la que llevaba saliendo cuatro años. “En el mismo sitio en el que la conocí y en el mismo metro cuadrado. Pero justo cuatro años después. Ocurrió hace un mes, durante una noche iluminada por las intenciones. Y me dijo que sí, que aceptaba casarse conmigo. Como el mundo sigue necesitando de compromiso, nosotros continuamos luchando juntos”, escribía el líder de IU.

Él y Anna se habían conocido durante un mitin político en Ronda, Málaga, lugar de nacimiento de ella. Ruiz estudió Medicina en la Universidad de Sevilla y está especializada en medicina familiar, trabajo que lleva a cabo en el Hospital La Princesa de Madrid. La pareja se instaló en un piso en el madrileño barrio de La Latina donde además compartieron casa con Eduardo, hermano de Alberto, hasta incluso después de su boda.

https://www.instagram.com/p/BaJSauElm5Z/

A post shared by Alberto Garzón (@agarzoniu)

Un año después de la pedida de mano, Alberto y Anna se dieron el ‘sí, quiero’ entre viñedos en una ceremonia civil en las Bodegas Riojanas, en el municipio de Cenicero, muy cerca de Logroño y pueblo en el que creció la madre del político. Los novios sorprendieron a los casi 300 invitados al elegir al actor Sergio Peris Mencheta como oficiante del rito. Los padrinos fueron el padre de él y la madre de Anna, ya que la madre de Garzón había fallecido tres años antes. Entre los asistentes estaba el líder de Podemos, Pablo Iglesias, y rostros conocidos como el cantante Ismael Serrano o el actor Gorka Otxoa. Tras la ceremonia, el banquete se celebró en La huerta vieja en Laguardia.

“El de ayer fue un día de enorme felicidad. Quiero daros las gracias por las muestras de cariño que habéis dado estos días. Hicimos un acto humilde y lo más discreto posible, y conseguimos estar rodeados de la gente a la que queremos. Esa gente se portó de escándalo con nosotros. Desde la ceremonia hasta el final hemos tenido los nervios a flor de piel, recordando a las personas que ya no están y también construyendo un futuro de esperanza. Familiares y amigos hicieron del día de ayer algo verdaderamente especial y bonito", escribía el político al día siguiente en sus redes sociales. Poco después, disfrutaron de una larguísima luna de miel de casi un mes en Nueva Zelanda.

https://www.instagram.com/p/BbWD-gQl9ec/

A post shared by Alberto Garzón (@agarzoniu)

Su hermano, un ‘crack’ de los números

Eduardo, el hermano pequeño de Alberto, estudió Económicas y Administración y Dirección de Empresas –el último año lo llevó a cabo en la Universidad de Windesheim, en Holanda– en la Universidad de Málaga y, aunque le encantaba salir con sus amigos y disfrutar de la noche malagueña, los estudios siempre fueron muy importantes para él, tanto que durante la carrera sacó hasta 12 matrículas de honor y el resto fueron todo sobresalientes y notables. Luego hizo un máster en Economía Internacional y Desarrollo en la Universidad Complutense, donde también realizó después el doctorado.

En 2014, Eduardo, que es un gran experto en bailes latinos, comenzó a trabajar en el Parlamento Europeo como asistente local de Javier Couso, eurodiputado de Izquierda Unida, y algo más de un año más tarde daba un nuevo salto profesional tras fichar como asesor del Área de Economía y Hacienda en el Ayuntamiento de Madrid -la alcaldesa era Manuela Carmena-. A finales de 2017, tras criticar “las prisas” de la alcaldesa por aprobar un nuevo Plan Económico Financiero, fue cesado de su puesto. Actualmente es profesor ayudante de Economía en la Universidad Autónoma de Madrid y participa activamente como tertuliano en diferentes programas de televisión.

https://www.instagram.com/p/Bmshkyjl9kR/

A post shared by Alberto Garzón (@agarzoniu)

Fan de los Monthy Python y de la Feria

En septiembre de 2018 nacía la primera hija de la pareja, Olivia Isabel, y la segunda, Chloe, llegaba al mundo en marzo del año pasado. Desde hace algo más de dos años, la familia vive en un piso en Rivas-Vaciamadrid. La pareja comparte amor por la música y los animales. Le encanta Silvio Rodríguez y se declaran fans de Rozalén, que además es buena amiga de los dos. Viven con dos gatos: Winter y Elendil, nombres que rinden homenaje a dos de sus series y películas favoritas, Juego de Tronos y El señor de los anillos.

El ministro de Consumo es muy aficionado a las series, igual que Pablo Iglesias, y si tiene que elegir una película de la historia del cine se queda con La vida de Brian, de los Monthy Python. No se cansa de escuchar las bandas sonoras de Hans Zimmer y pese a sus obligaciones políticas, le gusta escaparse de vez en cuando a Málaga para disfrutar de sus playas y su feria en el mes de agosto.

Fuente: Leer Artículo Completo