Meghan Makle agota la paleta con la que se maquilló

Según pasan las semanas y los meses la vida de los duques de Sussex se va transformando más. La pareja se encuentra cada vez más alejada de la constricción de Palacio y más cerca de la antigua vida de Meghan, cuando se dedicaba a la interpretación. Alfombras rojas incluidas.

Tanto es así que el último acto público en el que se pudo ver a la pareja ha sido en la gala anual Salute to Freedom, celebrada en el Intrepid Museum de Nueva York. Para esta elegante ocasión la duquesa escogió un imponente vestido rubricado por Carolina Herrera. En el diseño destaca su profundo escote, tanto en la parte trasera como delantera, su intenso color rojo y su falda de princesa con gran volumen.

Si el vestido escogido por la esposa del príncipe Harry de Inglaterra llamó la atención, no lo hizo menos el maquillaje que lució, un beauty look que se puede resumir en tres claves: piel jugosa, eyeliner púrpura y cejas muy marcadas.

Ha sido el maquillador de cabecera de Meghan, Daniel Martin, quien ha dado lo detalles de este look. Las consecuencias han sido inmediatas al desvelar el producto estrella con el que se materializó un maquillaje de la Duquesa: la paleta que empleó, firmada por Danessa Myricks se encuentra agotada en al web de la marca.

El producto en cuestión es el set Lightwork Volume III Infinite Light Palette, un estuche, con un precio de 125 dólares, que incorpora pigmentos iluminadores tanto para los ojos como para el rostro. Martin quiso poner a prueba la polivalencia de este producto dándole dos usos diferentes en el rostro de Meghan.

Por un lado, para conseguir ese aspecto jugoso en la piel evitó poner base de maquillaje por todo el rostro. El maquillador aplicó solo en las zonas donde había rojeces o imperfecciones la base Dior Backstage Face & Body Fundation. Para conseguir la piel glowy utilizó la clásica técnica de mezclar un poco de la base con alguno de los tonos de los pigmentos para rostro -no especificó cuál- de la paleta de Danessa Myricks.

Sin embargo, el elemento estrella del maquillaje de Meghan fue su delineado en un llamativo color morado que no suele ser nada habitual en ella, al menos mientras era miembro activo de la Casa Real británica.»Siempre me ha gustado el púrpura y el rojo juntos; esa combinación para mí es bonita, así que quería jugar con eso», afirma Martin. El make up artist ha conseguido, de esta forma, dar una vuelta de tuerca al clásico look de Meghan sin ser demasiado extremo.

Para crear este original eyeliner, Martin recurrió de nuevo a la paleta de Danessa Myricks. En esta ocasión humedeció un pincel de precisión para tomar la sombra Aurora, con la que creo la línea morada sobre los ojos de la Duquesa. El gesto de mojar el pincel antes de ponerlo sobre el producto es un truco que se emplea para sumar intensidad a la sombra, de esta manera la fórmula se puede trabajar como si fuera un eyeliner en pomada. Cabe destacar también que el color no fue elegido al azar, ya que los tonos morados funcionan especialmente bien con los ojos marrones como los de Meghan.

Mientras esperamos a que vuelvan las existencias de esta funcional paleta siempre podremos recurrir a un eyeliner en rotulador para dibujar este efecto alado sobre los ojos.



Fuente: Leer Artículo Completo