El 'clavicut': el corte de pelo que promete superar al 'bob'

Las corrientes de belleza más sonadas en materia de peinados llevan temporadas vaticinando que el ‘bob’ era el corte de pelo ganador de entre todos los reclamos en peluquerías. La melena escalada, con una altura menor en corte ascendiente hasta la parte frontal ha sido desde hace años el peinado preferido por las que más saben de belleza. Desde Natalia Portman, pasando por Kaia Gerber, Jennifer Lopez o Irina Shayk: las celebridades más reconocidas del panorama artístico lo han llevado en todas sus versiones.

Ahora las tendencias parecen hacer hueco en el catálogo de peinados a un nuevo competidor que, aunque se asemeja al ‘long bob’ (la versión larga del ‘bob’), presenta algunas diferencias que lo convierten en el que, probablemente, sea el próximo peinado que lucirás esta temporada.

Hablamos del ‘clavicut’, un corte de pelo clásico que no solo te hace ganar altura, sino que además de ser una versión más sutil del bob, te recordará a épocas pasadas. Exactamente a la década de los 90.

El ‘clavicut’ se trata de un corte de pelo cuya altura es, exactamente, la de la clavícula. Dicen los expertos que ésta es la perfecta para estilizar la figura y realzar nuestra fisionomía, ya que un crea un efecto óptico que suma centímetros de más a nuestra silueta.

Este peinado presenta también una (muy) ligera escalada en la que los mechones delanteros rodean el rostro, siendo éstos más largos que los traseros, pero sin apenas apreciarse. De este modo, las facciones de la cara se potencian y, como el pelo no llega a bajar del final de la clavícula, la zona del torso queda completamente al descubierto y libre de melena, por lo que a primera vista parece también más larga de lo que realmente es.

Se trata de un peinado ideal para aquellas personas que quieran ganar altura, pero para lucirlo y que se note sano y con la forma debida existen algunas normas a seguir que todo amante de lo beauty reconocerá si no se cumplen: se lleva en mechones suaves y bien peinados, evitando volúmenes y capas inapropiadas que, en vez de estilizar, pueden llegar a crear el efecto opuesto al deseado, el de acortar la figura.

Un ‘clavicut’ bien realizado favorece a todo tipo de rostros, pero más aún lo hace sobre las caras redondas y cuadradas gracias a los mechones que le rodean, que crean la sensación de tener un óvalo facial esculpido.

Como además este peinado se debe llevar en mechones suaves, su cuidado debe ser mayor por lo que la apariencia estará mucho más cuidada.

Si bien algunas actrices como Gwyneth Paltrow fueron precursoras en la década de los 90 de este peinado, ahora otras como Ana de Armas apuestan por el corte a la altura de la clavícula y, el ‘street-style’, ya se está haciendo eco de esta tendencia, que aterriza con fuerza en las calles.



Fuente: Leer Artículo Completo