Aceite de cáñamo para tu piel: el humectante natural con propiedades antioxidantes que proporciona suavidad, elasticidad y luminosidad

Son muchos los activos que podemos encontrar en el mundo de la cosmética a día de hoy. Desde el ácido hialurónico , pasando por el retinol, el ácido glicólico o la vitamina C, hay muchos componentes a tener en cuenta para minimizar los signos del envejecimiento en nuestra piel. El aceite de cáñamo es uno de ellos.

Se trata de un humectante natural, es decir, que atrae y retiene el agua en nuestra piel reponiendo los ácidos grasos esenciales y minimizando las arrugas y líneas de expresión. Además de esto, sus beneficios son varios: es anti-inflamatorio, anti-envejecimiento, combate las inflamaciones de la piel, ayuda a sanar sus lesiones, tiene antioxidantes, previene el daños en los tejidos y ofrece cierta protección contra la exposición al sol.

No hay que confundir el cannabidiol, obtenido a partir del prensado en frío de las semillas de la planta de cáñamo (que es lo que vas a encontrar en este tipo de cosméticos), con el THC (tetrahidrocannabinol), que es es la molécula responsable de los efectos euforizantes del cannabis y se encuentra en gran cantidad en la marihuana. En otras palabras, puedes emplear un cosmético basado en aceite de cáñamo sin miedo a salir a la calle bajo los efectos de ninguna droga.

Beneficios del aceite de cáñamo sobre tu piel

El aceite de cáñamo es rico en ácido fenólico y vitamina E, por lo que su acción antioxidante se ve reforzada. Además, como ya conocían en la antigua China, reduce y atenúa los procesos irritativos e inflamatorios de la piel, por lo que ejerce una acción calmante. Por otro lado, está especialmente indicado para pieles sensibles, grasas o con acné, ya que es un excelente seborregulador.

Contiene una gran cantidad de ácidos grasos esenciales, en concreto Omega 3 y Omega 6, así como ácido gamma-linolénico y ácido esteardónico. ¿Esto qué significa? Que es un activo nutritivo excepcional.

En resumen, tiene propiedades antioxidantes, calmantes, seborreguladoras e hidratantes, lo que lo convierte en uno de los activos más multifuncionales que existen. Si te hemos convencido y te atreves a probarlo, te ofrecemos tres productos basados en el aceite de cáñamo que mantendrán tu piel más joven, firme y luminosa.

Aceite Multireparador Noche Skin Active Bio Cañamo, de Garnier

Ayuda a reparar los signos del cansancio en la piel, a la vez que la calma, nutre y ayuda a rellenar las líneas de expresión. Rico en Ácidos Grasos, Omega 3 y 6. Contiene Aceite de Cáñamo cultivado en Europa. Nutre y repara la piel. Puedes encontrarlo en Douglas por 9,99 euros.

Aceite facial reparador CBD de The Body Shop

El Aceite Facial Reparador de CBD ayuda a reparar la piel deshidratada y estresada. Enriquecido con una mezcla de CBD de origen natural y aceite de semillas de cáñamo, su fórmula ligera y no grasa ayuda a recuperar los niveles de hidratación de la piel y alivia la tirantez de la piel deshidratada. La piel se siente calmada, con una textura más agradable y suave. Precio actual: 28 euros.

Sérum detox Cannabooster Ho Karan

Sérum que desintoxica, aprieta los poros y mantiene la piel fresca. Rico en complejos vegetales con terpenos de cannabis, este suero refuerza la acción del sistema de desintoxicación de la piel. Entre los ingredientes activos para defender su piel y frustrar el estrés cutáneo, encontramos algas marinas de la isla Ouessant, así como un complejo astringente de zinc. Encuéntralo en Sephora por 38,99 euros.

Fuente: Leer Artículo Completo